Vector Visual

Noticias y Producción Audiovisual

Opinión

Adiós definitivo al Vocho

Maullidos Urbanos
Por Gato de Barrio

gatodebarrio@yahoo.com.mx

El pasado miércoles 10 de junio se cerró un gran capítulo en la historia de los automóviles: definitivamente se terminó la producción de Beetle, sucesor de lujo del popular Volkswagen Sedán, mejor conocido como Vocho cuyos millones de unidades circularon por todo el mundo.

            El Vocho, como fue conocido entre los mexicanos, también recibió otros nombres populares como Escarabajo, Fusca y Coccinelle, fue concebido desde los 1930 en pleno auge del nazismo; posteriormente, en 1967 empezó a ser producido en la planta de Puebla hasta el año 2003, con una edición especial final de dos mil 999 unidades.

            Fue en 1997 cuando inició la producción del New Beetle, cuya producción recién concluyó después de haber sido fabricadas más de 1.7 millones de unidades, aunque a diferencia del Vocho, que fue siempre el auto más económico del mercado mexicano, su sucesor fue considerado como un auto de lujo, ya que su precio fue el doble de otros modelos sedán, por lo que popularidad fue mucho menor y sus modelos resultaron poco visibles por lo menos en las calles de nuestro país.

            En la planta de Puebla se celebró hasta con Las Golondrinas interpretada por mariachis la salida de la última unidad, una de color azul metálico, en medio de trabajadores que vestían camisetas amarillas que lucían la frase Gracias Beetle, entre quienes se percibía un ambiente festivo pero aderezado de nostalgia por despedir a uno de los autos más icónicos de la firma alemana y de la historia del automovilismo.

            Pero si usted está interesado y, claro, si tiene el dinero, le informó que los últimos 65 modelos del Beetle Final Edition serán vendidos en México sólo por internet a un precio de 21 mil dólares para el modelo de base y podrán ser apartados previo pago de unos mil dólares. Además, cada vehículo tiene del lado izquierdo llevará una placa conmemorativa seriada del 1 al 65 y estará disponible en colores azul metálico, negro, blanco y beige.

            Después del Vocho otros modelos de diferentes marcas han intentado ganar el mérito de ser por lo menos igual de popular, como serían los casos del Chevy o del Tsuru, pero se han quedado muy lejos de igualarlo.

            En fin, ya el Volkswagen Sedán y el Beetle son historia, pero la empresa alemana ya anunció que se prepara para el armado de un vehículo del cual todavía se analiza su nombre, pero del que será fabricado en Puebla exclusivamente, el cual será enviado a Norteamérica y otras regiones del mundo.