Vector Visual

Noticias y Producción Audiovisual

Opinión

Sin austeridad en el Senado

Maullidos Urbanos
Por Gato de Barrio

gatodebarrio@yahoo.com.mx

Aparentemente la llamada Austeridad Republicana, impulsada por Andrés Manuel López Obrador, no se aplicó al difundirse que durante la presidencia de Martí Batres en la Mesa Directiva del Senado fueron contratadas 66 personas recomendadas, quienes mensualmente en conjunto ganaban cuatro millones 246 mil pesos, varios de ellos con sueldos de hasta 148 mil 549 pesos brutos mensuales.

            Durante su presidencia Batres giró un total de 79 órdenes de contratación, 41 firmadas por él y los 38 restantes solicitadas por medio de sus subalternos, hasta el momento trece de esos recomendados ya fueron dados de baja y de los 66 restantes, 30 son asesores en materia legislativa o de servicios administrativos y 36 son de estructura, incluidos mandos superiores.

            Por nivel de escolaridad, de los 66 recomendados, 15 no acreditaron el nivel de estudios; uno tiene primaria, uno más secundaria; 10 bachillerato; cinco nivel técnico o comercial, 24 tienen nivel profesional y 10 cuentan con maestría, categorías verificadas en la consulta de cédulas profesionales de Búho Legal.

            Catorce de los aún activos, tienen sueldos superiores a los 100 mil pesos mensuales brutos; de ellos uno tiene bachillerato; dos acreditaron estudios; dos tienen maestría y nueve estudios profesionales, con sus salarios que van desde 100 mil 448.73 pesos hasta 148 mil 549.05 pesos brutos.

            Por ejemplo, Omar Butrón Fosado, subcontralor del Senado, gana 143 mil 297.42 pesos brutos y aunque la ley exige licenciatura, esa persona no comprobó su nivel de estudios a pesar de reportar hacer una licenciatura en un año y una maestría en un mes; otro, José Rodrigo Ávila Carrasco, coordinador de asesores de Órgano de Gobierno, quien sin comprobar su nivel de estudios su salario es de 143 mil 867.35 pesos brutos mensuales. Ambas contrataciones sugeridas directamente por Martí Batres.

            ¿Es mucho o es poco? Al compararse cuando estuvo en la presidencia del Senado el panista Ernesto Cordero, entre septiembre de 2012 y mayo de 2013, contrató a 41 personas, quienes estaban en la nómina con 3.3 millones de pesos brutos mensuales.

            Probablemente esta era una de las razones por las cuales Martí pretendía mantenerse en el cargo y por lo cual no le importó enfrentarse con Ricardo Monreal, presidente de la Junta de Coordinación Política del Senado. Entonces, con esa situación parece aplicarse aquello de que la austeridad se aplique en los otros, no con él ni con los suyos.